Cavalier King Charles

El Cavalier King Charles Spaniel es una raza de perro entre pequeño y mediano. Su principal función ha sido la de mascota de compañía desde hace siglos. Se adapta muy bien a vivir en pisos y en compañía de niños. Odia estar sólo y tiene buena memoria.
La esperanza de vida de los ejemplares de esta raza es de 9 a 14 años.
Tienen un temperamento cariñoso, paciente, sociable, adaptable, intrépido y juguetón.
portada-medio
Carácter

El Cavalier es sociable, tierno, alegre y curioso. Es una raza muy adecuada para los que necesitáis estar siempre acompañados. Suele llevarse bien con desconocidos. No tendrá problemas a la hora de dar largos paseos ni a tener un ritmo de vida más sedentario.

Puede perfectamente vivir en un pequeño apartamento, al ser tan tranquilo y silencioso, no provocará problemas en el interior de casa mientras esté acompañado, ya que no es un perro al que puedas dejar solo en casa todo el día.

Es conocido como “perro de personas”, perfecto para perro de compañía. Al ser de ladrido fácil, también es un buen perro de alerta en el hogar pero no de guarda. Aunque algunos ejemplares ladran demasiado no es lo habitual si están bien educados.

Se llevará a la perfección con los niños, aceptará encantado el juego y las caricias por parte de ellos. De la misma manera, se llevará estupendamente con otras mascotas de la casa y en particular con otros Cavalier.

Este peludín puede moverse con rapidez, llevadlo con correa cuando estéis en cualquier lugar público para evitar accidentes.

Salud

En líneas generales, lo normal es que los ejemplares de Cavalier gocen de buena salud. No obstante, esta es una raza con una predisposición genética por la que tiende a engordar.

A este perro le cuesta estar en su peso, debéis vigilar que no pese más de la cuenta, ya que esto puede desembocar en un agravamiento de los problemas cardiacos que normalmente sufren a partir de los 8 años de vida.

Otros problemas que puede padecer algunos Cavalier están en su visión. Estos son: cataratas hereditarias y displasia retiniana multifocal.

Cuidados

Al Cavalier le conviene comer un pienso seco de calidad, que ayuda a mantener sanos sus dientes y encías, gracias a la eliminación del sarro que se produce al masticar. Además, tenéis que cepillarle con frecuencia con un cepillo y pasta de dientes específicos.

No debéis bañarlo más de una vez al mes. Después del baño retirad el exceso de agua con una toalla, para acabar el secado con el secador a una temperatura media y sin acercarlo demasiado para no quemarle.

Debéis cepillarlo desde cachorro para acostumbrarlo. Con una frecuencia de una a dos veces por semana de forma exhaustiva. Así conseguiréis que tenga un pelo sanolimpio y sin pulgas ni garrapatas.

Por lo demás, simplemente tenéis que seguir el calendario de vacunaciones y desparasitaciones, tanto por su salud como por la vuestra.

Al continuar utilizando nuestro sitio web, usted acepta el uso de cookies. Más información

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra POLÍTICA DE COOKIES, pinche el enlace para mayor información. Además puede consultar nuestro AVISO LEGAL y nuestra página de POLÍTICA DE PRIVACIDAD.

Cerrar