Mi perro tiene una garrapata: cómo actuar, paso a paso

Las garrapatas se alimentan de la sangre de tus mascotas, sobre todo de los perros. Por ello, en este artículo te explicamos de manera muy fácil cómo quitar una garrapata con unas simples pinzas o utilizando tus propios dedos.

Cómo quitar una garrapata a tu perro

Las garrapatas son unos parásitos muy peligrosos para los perros, ya que su picadura es capaz de transmitirle diversas enfermedades e incluso, pueden llegar a causarles la muerte. Se alimentan de su sangre, los debilitan poco a poco y les hacen enfermar.

Quitar una garrapata es sencillo si lo haces bien, pero en caso contrario puede resultar muy peligroso porque la cabeza puede quedarse dentro de la piel del animal y causarle una grave infección. Son portadoras de virus, parásitos y enfermedades infecciosas muy perjudiciales para los perros.

Cómo actuar, paso a paso:

Lo primero que debes hacer es examinar a tu perro y localizar todas las garrapatas que tenga porque, aunque suelen alojarse en las orejas y alrededor de estas, pueden hacerlo en cualquier zona del cuerpo. Las garrapatas suelen hincar la cabeza en la piel del perro de forma inclinada, así que debes fijarte hacia donde están clavadas porque tendrás que tirar en sentido contrario. Así, arrancarás asimismo su cabeza evitando que se quede dentro. Los pasos que debes seguir son los siguientes:

  1. Tumba a tu mascota en una posición cómoda y, si es necesario, busca a alguien que te ayude a sujetarlo, para que así puedas trabajar mejor. Escoge un lugar muy iluminado para ver bien la disposición de la garrapata.
  2. Aunque puedas quitar las garrapatas con las manos, te aconsejamos que uses unas pinzas especiales para evitar así el contacto y prevenir posibles contagios de enfermedades como la de Lyme o el tifus.
  3. Fíjate en el ángulo en el que la garrapata está clavada. Debes agarrarla con las pinzas a la altura de su cabeza, es decir, lo más pegado posible a la piel del animal. Tira de las pinzas suavemente hacía atrás en el mismo ángulo para extraer la cabeza. Hazlo de manera tranquila, ya que si aprietas mucho las pinzas o tiras muy rápido podría quedar dentro y causar infecciones en el perro.
  4. Una vez que hayas quitado la garrapata de la piel de tu mascota, matala para asegurarte de que no puede volver a engancharse a tu perro. Para ello, sumérgela en alcohol, quemala o envuelvela bien en un papel, aplastala y métela en una bolsa antes de tirarla a la basura. Nunca la estrujes directamente con los dedos porque todavía podría transmitir enfermedades.
  5. Tras acabar con las garrapatas que estaban parasitando a tu mascota, es el turno de curar las lesiones que hayan causado en su piel. Para ello, primero debes lavar la herida con agua y jabón y, seguido de esto, usar una gasa empapada en yodo.

Ahora bien, pero a parte de explicarte cómo quitar una garrapata a tu perro, te vamos a ofrecer una serie de consejos para alejar este tipo de parásitos de manera natural de tu mascota.

Remedios naturales para alejar las garrapatas de tu perro

Hoy en día, existen muchos productos para evitar y prevenir las garrapatas, entre los que podemos destacar: baños regulares con agua y jabón especial antiparasitarios, aerosoles, pipetas y collares. No obstante, existe la posibilidad de aplicar remedios caseros que son mucho más naturales contra la picadura de la garrapata y, por consecuencia, mucho más beneficioso para el perro. Además, son remedios al alcance de todos. ¡Presta atención!

  • Aceite de oliva: unas gotas de aceite por la garrapata pegada a la piel del animal bastarán para causar una sensación de ahogo que le hará separarse para buscar otro lugar. Tras ello, podrás quitarla con las pinzas y desinfectar la herida que haya provocado en la mascota.
  • Limón: hierve dos trozos de limón durante un minuto y medio, entonces ponlo a fuego lento y que se cueza durante una hora aproximadamente. Déjalo enfriar y pulveriza la mezcla sobre el perro, verás cómo los parásitos abandonan su cuerpo rápidamente.
  • Vinagre de manzana: para aplicarlo, tendrás que coger un recipiente y mezclar en él a partes iguales agua y vinagre de manzana. Aplicándolo sobre tu mascota producirá un olor que resultará bastante desagradable para las garrapatas, por lo que no tendrán más remedio que huir cuando entren en contacto con él.
  • Vaselina: si echas vaselina por la zona afectada provocarás un sentimiento de ahogo en el parásito muy similar al producido por el aceite de oliva. Después de ello, la garrapata se irá buscando otro lugar y en ese momento debes aprovechar para deshacerte de ella.
  • Manzanilla: prepara una infusión de manzanilla y con la ayuda de una toalla aplícala sobre tu perro. Es un remedio bastante eficaz para deshacerte de las garrapatas de tus mascotas.

Si te has preguntado alguna vez cómo quitar una garrapata a tu perro, ¡ya tienes una guía práctica sobre cómo hacerlo! Sigue los pasos que te hemos explicado arriba y protege a tus mascotas de estos parásitos.